Respiración de primavera en Taichi

Respiración de primavera en Taichi

 

Respiración de Primavera para Hígado y Vesícula

 

El Taichi nos enseña una respiración apropiada para cada estación del año. En la estación que está por llegar, la Primavera, practicaremos a diario la respiración que hará fluir la energía cambiante típica de esta época.

En el taller que realizamos hace unos días en Onzas de Sabor en Segovia, aprendimos a realizar esta respiración que equilibra el Elemento Madera. Es el elemento o movimiento que rige esta estación del año, en la que la energía comienza a moverse y a elevarse.

Es una época para el crecimiento, la creatividad y la toma de decisiones. Esta tendencia de la Naturaleza también se expresa en nuestro cuerpo. Por lo que es importante equilibrarlo para no tener indeseadas alteraciones típicas de la época. Y una de las herramientas que podemos emplear es el Taichi  – Chi Kung.

¿Qué Órganos vamos a regular con esta respiración? Hígado y Vesícula Biliar son los más susceptibles de sufrir desequilibrios en esta estación. Así que este ejercicio va ayudarnos a apaciguarlos y sedarlos.

 

Respiración de Primavera de Taichi
Practicando la respiración de Primavera

 

Respiración de primavera en Taichi

 

Te cuento a continuación los pasos a seguir. Es importante tomarte unos minutos para ti, sin que nadie te interrumpa. Puedes poner una música suave y relajante, si tiene sonidos de la naturaleza, mejor. Y si puedes practicar la respiración en la Naturaleza ¡¡mucho mejor!!. El verde es el color del Elemento Madera, así que estar rodeadas de él y observarlo también nos ayudará a desbloquear estos Órganos.

 

POSICION:

 

Colócate con los pies abiertos a la altura de las caderas, las plantas de los pies bien arraigados a la tierra y con el peso repartido entre ambos. Flexiona ligeramente las rodillas para quitar cualquier tensión. Vascula la pelvis hacia adelante, como si te quisieses sentar en una silla. De esta forma, eliminamos la curvatura lumbar. Relaja hombros, pecho, brazos sueltos a lo largo del cuerpo. A continuación estira tu cabeza de manera sutil, desde el punto de la coronilla hacia el cielo. Para esto, mete un poco el mentón hacia el pecho. Así tus cervicales se habrán desbloqueado.

Ahora posa la lengua en el paladar, relaja la mandíbula y afloja los músculos faciales. Haz algunas respiraciones naturales, tratando de llevar el aire al abdomen con la inspiración.

Por último, si eres mujer, posa la palma de tu mano derecha a unos dos dedos por debajo de tu ombligo y encima de ella la mano izquierda. El centro de ambas palmas han de coincidir, de tal forma que los pulgares cubren el ombligo. Si eres hombre, las manos se colocarán al revés, primero la izquierda y encima derecha.

 

RESPIRACIÓN:

 

Coge aire por la nariz, llevándola hasta el abdomen. Para esto, la pelvis ha de estar vasculada hacia adelante y el abdomen debe estar relajado, para permitir que el aire baje y desbloquee el diafragma.

Al soltar el aire, lo harás por la boca. A la vez que lo sueltas, emite el sonido SCHUUUUUUU. Este sonido nos recuerda al del Viento, el factor climático predominante en Primavera. La espiración será más larga que la insipiración.

No te preocupes si al principio te cuesta bajar el aire al abdomen o que la espiración sea más larga. Es cuestión de práctica. Si tienes dificultades, comienza por poner la intención y poco a poco llegarás a la respiración completa.

La intención al inpirar es llevar nuestra energía a nuestro Tan Tien, nuestro centro energético. Que es justo donde hemos colocado las manos, a dos dedos por debajo del ombligo.

Repite la respiración varias veces. El tiempo de práctica puede ir aumentando a medida que vayas incorporando e integrando la respiración. Puedes realizarla al levantarte por la mañana y justo antes de irte a dormir, para conseguir una mayor relajación.

Cuando finalices, deja caer las manos a los lados del cuerpo y junta los pies. Despacio, deshaz la postura e incorpórate con calma a tus quehaceres.

 

¿Te gusta? ¡Comparte!

 

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Valora este artículo para mejorar la calidad del blog


1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (5 votos, promedio: 4,80 de 5)

Cargando…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Consiento el uso de mis datos personales para recibir información de su entidad.

Scroll Up

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar